jueves, 31 de mayo de 2012

Cincodeditos. Metodo de signos para bebés. Entrevista a Ana Matrán


¿Quién no se ha desesperado alguna vez cuando mira a su bebé, y no entiende qué le pasa? ¿Quién no ha deseado en alguna ocasión que pudiese expresarse para saber cómo ayudarle? Supongo que cualquier padre o cualquier madre ha deseado hablar con su peque, poder explicarle algo y saber que el mensaje es recibido, pero como no hablan… no podemos, y muchas veces vemos en sus caritas la frustración de no poder hacerse entender. ¿O si pueden?

Qué no puedan hablar, no quiere decir que no puedan comunicarse. Ana Matrán Instructora Independiente del programa Cincodeditos en comunicación infantil y signos para bebés nos cuenta cómo en esta entrevista:

¿Cómo pueden comunicarse los bebés?

Los bebés comienzan a comunicarse con nosotros desde que están en el vientre materno, sabemos que responden a estímulos externos como la voz, el tacto o incluso la música. Una vez que nacen, principalmente se comunican a través del llanto. Según estudios recientes se han identificado cinco tipos de llanto diferentes que son los mismos para todos los bebés del mundo. Todos los bebés del mundo hacen los mismos sonidos para indicar las mismas necesidades. Alrededor de los tres meses incluyen en su comunicación la expresión facial y la mirada, entre los seis y los nueve meses incorporan de forma natural la comunicación gestual.

Signo Comer.
¿Y si no pueden hablar… como pueden signar? 

El aparato fonador no se desarrolla aproximadamente hasta los 18 meses y sabemos que el lenguaje no despega hasta los dos o tres años, dependiendo de cada niño. Sin embargo la coordinación visual y muscular ya está en pleno funcionamiento mucho antes. Es decir, los niños tienen la capacidad de mover sus manos y realizar signos mucho antes de tener la capacidad de hablar. Gracias a los signos los bebés pueden comunicarse de una forma sencilla y eficaz.

Pero los bebés entienden palabras, ¿tenemos que saber signar papás y mamás? 

Los signos,  en muchos de los casos, representan de una forma muy clara acciones, objetos, animales, etc., por lo tanto son más fáciles de recordar y de identificar. Las palabras, en cambio, son más arbitrarias y carecen de una conexión obvia con lo que expresan.  Es más fácil y más rápido para los bebés aprender a signar si todas las personas de su entorno inmediato signan con él, aunque también puede aprender si sólo signa la mamá o el papá. La comunicación es la base de una relación sana y equilibrada con nuestros hijos ¿por qué no empezar a comunicarnos con ellos de una forma precisa desde que son bebés?

¿Pueden signar también en la escuela infantil? 

Cada vez más escuelas infantiles añaden en su currículum los signos para bebés. Es una herramienta muy útil para las educadoras y los bebés. Las educadoras ganan en calidad de trabajo, el ambiente es más relajado. Los niños pueden decir  a las maestras lo que quieren sin frustrarse, también pueden decir si se han hecho daño o se sienten enfermos.

¿Les cuesta mucho aprender el método? 

El método es sencillo, ya que introducimos los signos en las rutinas diarias, además de introducirlos con juegos, cuentos y canciones. De hecho signar es muy divertido, ¡los bebés se lo pasan genial! Es una forma de que los padres pasen tiempo de calidad con sus hijos.

¿Y a papás y mamás? 

Los papás y mamás van aprendiendo al ritmo de sus bebés. En los cursos de Cincodeditos, una de las cosas que enseño  es cuándo y cómo empezar a signar, se trata de seguir unas pautas sencillas. A la hora de aprender los signos no hace falta aprenderse todos los signos de golpe, sino introducirlos poco a poco según las necesidades de cada bebé y cada familia.

¿Se puede establecer una comunicación fluida o solo pueden expresar cosas puntuales? 

La mayoría de las veces, cuando las familias deciden signar con sus bebé, en un principio lo hacen porque quieren poder satisfacer mejor las necesidades de sus bebés, lo ven como algo práctico, por ejemplo para saber si su hijo tiene sueño, quiere comer o para saber si se encuentra mal. Pero a menudo los bebés nos sorprenden, ya que también usan los signos para acercarnos a sus intereses, nos abren una ventana a su mundo interior y son capaces de comunicarnos  sus necesidades, las cosas que les gustan o que les llaman la atención y hasta sus emociones.

El hecho de que puedan comunicarse por signos, ¿retrasa el desarrollo del habla? 

En absoluto, de hecho ocurre exactamente lo contrario. Una investigación desarrollada por las doctoras Acredolo y Goodwyn demostró que los bebés que signaron adquirieron el lenguaje mucho antes que los bebés que no lo hicieron. Es más, las investigaciones determinaron que los bebés que signan adquieren un mayor vocabulario, inician juegos más sofisticados, son capaces de expresar mejor sus necesidades, pueden comunicar conceptos más complejos como: hambre, ayuda, frío… Al signar con nuestro bebé no dejamos de hablar en ningún momento, es más aumentamos la frecuencia y la intensidad de las conversaciones. Si tenemos en cuenta que un bebé aprende a hablar escuchando hablar, entonces podemos deducir que un bebé que aprende a signar, tiene más oportunidades para escuchar y aprender a hablar.

¿Cómo se empezó a desarrollar el método, cómo se averiguó que los bebés podían comunicarse con signos? 

La primera investigación se realiza en  Estados Unidos en la década de los 60.  Descubren que los bebés de padres sordos son capaces de signar hasta 75 signos alrededor de los 9 meses mientras que un bebé de padres oyentes que no signan, puede llegar a decir 10 palabras como máximo ¿no es sorprendente? Pero no es hasta la década de los 80 que se desarrollan en profundidad  investigaciones sobre los signos para bebés y demuestran que también los bebés de padres oyentes pueden beneficiarse de esta forma de comunicación.

Signo Zapatos
¿Cuánto tiempo lleva utilizándose este método? 

En Estados Unidos llevan más de 30 años signando y en otros países como Inglaterra, Noruega o Suiza los signos para bebés forman parte de la crianza. En España es algo relativamente nuevo, Cincodeditos comenzó su andadura hace unos años para acercar los signos para bebés a todas las familias interesadas en comunicarse con sus hijos desde una edad muy temprana.

¿Qué beneficios aporta al bebé y a la familia en general? 

Signar con nuestros bebés tiene muchísimos beneficios. Utilizar  los signos favorece el vínculo con el bebé y reduce la frustración de los más pequeños y de sus familias por falta de comunicación. Reduce  llantos y las rabietas  Mejora el desarrollo del lenguaje y pueden expresar mejor sus necesidades, incluso comunican conceptos más complejos como : dolor, ayuda o hambre. Aumenta su autoestima, desarrolla su creatividad y estimula su intelecto. Los bebés cuando signan están utilizando los dos hemisferios cerebrales, por lo tanto se crean más conexiones neuronales. También les facilita el aprendizaje de un segundo idioma.

¿Los niños con necesidades especiales pueden beneficiarse también de los signos para bebés? 

Por supuestos, puede tener muchas ventajas utilizar los Signos para Bebés con niños con autismo, síndrome de down, dificultades en el habla, apraxia, parálisis cerebral y muchas otras discapacidades. La frustración que a menudo sienten estos niños se debe a la dificultad añadida para hacerse entender. El uso de Signos ofrece a estos niños una herramienta para comunicarse con sus padres y cuidadores, son una fantástica forma  de construir un vocabulario funcional que ayude a la comunicación y reduzca la frustración.

¿Cómo es el aprendizaje, cómo aprenden los signos? 

El aprendizaje de los signos requiere que repitamos las frases una y otra vez al realizar el signo, se trata de asociar el signo a una palabra o una acción. Los bebés aprenden los signos en las rutinas diarias y mediante juegos, cuentos y canciones.

¿Cuánto tiempo debemos invertir para aprender a utilizarlos? 

No se invierte mucho tiempo, hay dos tipos de cursos para mamás y papás. El curso intensivo se puede realizar en una mañana o una tarde. El curso mensual consta de cuatro sesiones de una hora cada sesión. En realidad, el trabajo que requiere más tiempo es el trabajo que realizan los padres después del curso, en casa con los bebés. El trabajo posterior con los bebés es divertido y sencillo, ya que integramos los signos en las rutinas y juegos del bebé.

¿Dónde podemos informarnos o aprender el método? 

Las familias y los educadores pueden aprender a signar a través de los cursos de Cincodeditos. También se puede comprar un kit de iniciación. Para más información acerca de los cursos o de cómo adquirir el kit, podéis poneros en contacto conmigo cincodeditos.asturias@gmail.com tlf 678 193 829 o visitar mi blog Cincodeditos Asturias y  la página de Facebook Cincodeditos Asturias. Para ampliar información sobre comunicación infantil podéis visitar la página principal de Cincodeditos www.cincodeditos.com

¿Cincodeditos realiza actividades también para bebés? 

Realizo talleres de cuentos y canciones signadas dirigidos a bebés. Es una actividad donde los más pequeños disfrutan con los cuentos, con la música y dónde las mamás y papás tienen la oportunidad de aprender  nuevos signos. ¡Es un taller muy divertido para los bebés y las mamás y papás!

Para finalizar ¿qué le dirías a una familia que se plantea empezar a utilizar el método? 

Sobre todo que sean pacientes, constantes y flexibles. Cada bebé es único en su desarrollo, algunos necesitan sólo unos días para empezar a signar y otros semanas. El secreto es ser constante en la aplicación del método y ser flexibles con nuestros bebés.

Y si os queda alguna duda, como os dice Ana, no dejéis de contactar con ella e informaros. De momento, os dejamos con este vídeo podéis ver los resultados del método: 


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Deja un comentario